Ya lo intentó en 2014 aunque por su país de nacimiento, Suecia, quedando cuarta en el Melodifestivalen pero Helena Paparizou no abandona la idea de volver al Festival de Eurovisión, la que sería su tercera participación, y parece que se ha marcado éste como propósito para el año que viene. Y sería otra vez por Grecia, a la que alzó vencedora en el ESC por única vez en 2005 con “My number one”, tal y como ha informado la cadena privada griega ANT1 desvelando que existen desde hace varias semanas negociaciones formales entre la artista y la ERT para su designación interna y el billete a Kiev, ciudad donde venció en 2005.

Tras el resultado de 2016, el peor de su historia en el concurso con la banda Argo, la televisión pública griega buscaría con la elección de Helena Paparizou un cambio de rumbo radical en la errática desde 2012 trayectoria del país helénico y que hasta hace no muchos años era una de las grandes potencias eurovisivas en cuanto a resultados se refiere. El retorno de Helena Paparizou sería el primero de un ganador desde Dana International y Lena Meyer-Landrut en 2011, ambas con resultados muy dispares y que señalan a la propia Helena de que su retorno, por muy vencedora que fuese, no debiera ser con “cualquier cosa”.