Uno de los actores que en la crisis del veto ucraniano a Julia Samoylova se había mantenido hasta ahora al margen había sido la televisión pública ucraniana, la cual ha roto su silencio esta mañana con un comunicado oficial.

En el comunicado la NTU defiende la sanción a la representante rusa en Eurovisión de no poder pisar suelo ucraniano durante los próximos tres años impidiendo de esa forma participar en Eurovisión y critica que Ingrid Deltenre, directora general de la EBU, utilice su puestopara ofrecer soporte a la manipulación informativa con el fin de interferir en los asuntos internos de Ucrania instándola a “respetar la soberanía nacional de Ucrania”, petición que según el comunicado le ha sido trasladado a Deltenre personalmente mediante una llamada telefónica.

Esta es pues, la respuesta oficial de la televisión organizadora del ESC 2017 a la carta enviada por la EBU en la que advertía que la actitud ucraniana ponía en serio peligro sus futuras participaciones en el Festival de Eurovisión además de que habían varios países que podrían boicotear abandonando sus delegaciones el inminente ESC si no rectificaban el veto a la cantante rusa por incumplir, según la SBU, la ley de aduanas ucraniana.