La EBU responde a la retirada de Rusia del próximo Festival de eurovisión con un comunicado oficial lanzado en la web del propio ESC. En el mismo hacen saber que ha sido imposible convencer al Gobierno de Ucrania para que permitiese la entrada de Julia Samoylova al país para representar a Rusia en Kiev proponiendo además la famosa alternativa de la actuación vía satélite que Channel One ha rechazado.

En el comunicado la EBU defiende que quieren a los 43 participantes confirmados en el Festival de Eurovisión y  muestra “su condena” a la actitud de Ucrania que viola, según ellos, el espíritu apolítico del ESC. No obstante, la EBU no se plantea la posibilidad de trasladar la celebración del Festival de Eurovisión de la capital ucraniana puesto que su prioridad a partir de ahora será la de realizar junto a la televisión pública ucraniana el “mayor espectáculo del mundo”