En los dos últimos días he descubierto quiénes son los cuadros y los perdidos de mi top. Un total de quince candidaturas que completan lo más bajo de mi top, entre las cuales están las primeras clasificadas. Mientras Letonia, Lituania, Bielorrusia, Albania, Georgia, Eslovenia, Islandia, Irlanda, Suiza y Polonia ocupaban las plazas de los eliminados, Rumanía, Dinamarca, Israel, Portugal, Ucrania y Estonia eran las primeras clasificadas y las últimas en el grupo de los finalistas. Y hoy, continuamos con esos países que obtienen las plazas discretas, rozando el fracaso eurovisivo: el 16 al 20, ambos inclusive: ‘Los discretos’.

rusia-150x150

20

RUSIA

‘Shine’ – Tolmachevy Twins.

Desde su participación, la política ha invadido el halo que rodea Rusia de forma innegable. Con sus más y sus menos, es un país generalmente odiado y que es el blanco de críticas por las políticas de su mandamás, Vladimir Putin.

No hay nada que más me repatee que aquellos que critican a Rusia por la política. Precisamente ellos no podrán negar luego la mayor de “Eurovisión es política”. Ellos mismos hacen de Eurovisión algo político. Me parece respetable, pero no lo comparto. Aquí hablamos de música y cuando se cruza esa frontera, la UER mete la mano y saca al país del bombo, algo que ya ocurrió con Georgia en 2009 haciendo referencia al mencionado líder.

Hablando de música que es lo que nos concierne, aunque muchos quieran ir de abanderados y cargar contra las Tolmachevy, he de decir que la propuesta rusa de este año es cuanto menos distinta. Distinta a lo que ya hay y distinta a lo que suelen enviar. Desde luego, un tema que parte como un vintage de los años 60 y que favorece la dulce imagen de las ‘twins’. Con un directo de diez y unas miradas cándidas, tienen todo para llegar a una final en la que quizá, se desinflen tal y como vaticino. Alexey puede estar tranquilo, porque estas muchachas vienen a hacerle compañía en aquel fatídico 2011 que tanta factura paso al gigante del este.

Contarán con un coro de vértigo; entre ellos el portugués Rui Andrade, que cuenta con grandes aptitudes vocales. Quizá me den en todo el morro la noche del 10 y se marquen un top10 de escándalo. Creo que pueden merecerlo con una buena puesta en escena, pero en mi top se quedan en el puesto 20º, que si bien no es una posición envidiable, ya es, considerando que partiendo del top15 todas las candidaturas, literalmente me encantan.

finlandia-150x15019

FINLANDIA

‘Something better’ – Softengine.

Una de las primeras candidaturas que conocimos fue la finlandesa. En un principio esta canción no me decía nada. Su directo sí, aunque la puesta en escena, básica hasta decir basta, necesitaba y necesita ese factor sorpresa que, por ejemplo, nos ofreció A Friend in London en 2011 por Dinamarca. Ya por entonces los daneses daban muestras de querer ganar un Festival que no tardarían mucho en llevarse. Tan sólo dos años.

Los finlandeses después de Lordi han ido de capacaída, y las pocas veces que han conseguido pasar a la Gran Final ha sido para obtener una posición más que discreta. Con auténticas carnicerías en las votaciones como la que le hicieron a la exquisita Pernilla Karlsson con ‘Nar jag blündar’ en 2012, podríamos considerar a Finlandia un país muy poco afortunado en los últimos años. Este, les veo en las mismas, pero bueno, la plaza en la noche del 10 de mayo está tan cotizada que un puesto 19º puede ser un aliciente para muchos, recogiendo el relevo de la grandísima Bonnie Tyler en 2013.

Softengine es frescura, juventud, fuerza. La nueva versión ofrece más modernidad, dinamismo, versatilidad. Destilan energía y me llaman la atención. Una candidatura que en un principio ocupaba una de las posiciones de la eliminatoria, hoy culmina una decimo-novena plaza francamente meritoria y que no me sorprendería nada que pudieran conseguir en la Gran Final. Espero que consigan su particular ticket y que icen su bandera con el orgullo de seguir renovándose con el sello propio que caracteriza la trayectoria del país quizá menos afortunado del bloque nórdico junto a Islandia.

san_marino-150x15018

SAN MARINO

‘Maybe (Forse)‘ – Valentina Monetta.

Tercer año consecutivo para una artista que evoluciona imparable y asombrosamente, pero que continúa anclada en un estilo que expulsa por sus costados naftalina. Ralph Siegel sigue fiel a un estilo que está en pura decadencia. No es el vintage ruso, es la caspa y el polvo que deslucen una voz que podría ser más explotada pero que, aún con esas, levanta un tema con una fuerza y pasión desgarradoras. Aún así, veo difícil que San Marino consiga tan codiciada ambición, ya que si no lo hicieron con el pegadizo ‘Crisalide (Vola)’, dudo que lo hagan con ‘Maybe (Forse)‘.

Y me apena. Me apena porque las cualidades de Valentina son muy superiores, nuevamente, a su canción. Su estética, también es verdad, le suma una edad que no tiene y le hace parecer más madura de lo que realmente es. Confío en que por primera vez salga sola al escenario y que en un ‘tú a tú’ con la cámara consiga convencer a una Europa que recela de las candidaturas de este estilo. Una balada más en un año en el que para llevar una canción lenta tiene que tener alma. Alma tiene, pero no se queda en la primera escucha, y para el caso, Eurovisión se ve una vez en la mayoría de los casos. Lo nuestro es una cosa aparte.

Aún así, esta candidatura me parece la corrección en estado puro. Considero que debe pasar a una Gran Final que es todo un sueño para este microestado. Espero que la Virgen de la Milagrosa se aparezca en la actuación de este país para darle un empujón, que bien parece necesitar un milagro. Esperemos que Valentina se haya encomendado a los apóstoles y que se rece un rosario antes de salir al escenario. Falta le hará. Aún así, enhorabuena por segundo año consecutivo al país que muestra un interés desmesurado por acudir al Festival, y que seguro le cuesta horrores financiar. Admirable San Marino.

moldavia-150x150

17

MOLDAVIA

‘Wild soul’ – Cristina Scarlat.

Continuamos con un país del este que solo faltó a la final en 2008 con Greta Burlacu. Este año se plantan un estilismo para recordar, como el horrible vestido de Aliona Moon. Embutida en metales varios como si fuera un mecano, Cristina Scarlat saca su poderío y la melena al viento con el lúgubre ‘Wild soul’.

Esta canción estaba en mi bottom5 de los 37 países hasta hace bien poco. Pero mi admiración por su directo me fascinó tanto que no le costó ascender los casi veinte puestos que ha logrado subir. Mi valoración tan positiva de su directo radica en una canción que siendo mística (género, temática y alma que me encandilan) se mueve esencialmente por los extremos: graves y agudos. Ella recorre las octavas sin despeinarse. Y aunque en Eurovisión esté muy valorado un agudo como el de Pastora, los cuales son dignos de admirar siempre y cuando se hagan con la profesionalidad de la española citada, también hemos de considerar la dificultad categórica que supone moverse por los graves, y más siendo mujer.

Cristina se mueve como pez en el agua e igual que te hace un grave te hace un agudo con una velocidad pasmosa y sin ningún esfuerzo. Por su capacidad vocal y por su canción, Moldavia merece la Gran Final y ya en ella, que se peguen por una plaza.

malta-150x150

16

MALTA

‘Coming home’ – Firelight.

Las canciones con un mensaje claro siempre cuentan con la oportunidad de entrar a la primera escucha. Es el caso de una canción dispuesta a agitar los sentimientos de un público que puede coger el pañuelo nada más entender el mensaje y evocar en sus pensamientos a los familiares y amigos que tuvieron que exiliarse de su país por conseguir su estabilidad, o aquellos que como en el vídeo, lucharon militarmente por sus convicciones.

En definitiva: el mensaje es claro, y también conmovedor. El directo es impecable y la agrupación es perfecta. Malta parece repetir una línea marcada en 2013, de conmover y transmitir energía. Por ello Malta merece un año más estar aquí y darles la oportunidad de emocionar también en la Gran Final, donde seguramente puedan conseguir algo más que un puesto 16º, al cual han sido relegados en mi top.

Maravillosamente interpretada, serán los encargados de abrir la segunda semifinal. Otro punto a su favor que seguro aprovechan. Malta, un año más: enhorabuena.


Mañana más, e intentaremos que mejor. Los puestos que más que discretos, reciben esas posiciones de consolación, del 11º al 15º. A las puertas del top10.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.